• Ideas para la educación

    "No es posible una sociedad en libertad e igualdad sin personas conscientes, preparadas y capacitadas para pensar de manera autónoma, crítica y analítica. Se han de romper, por tanto, con los dogmas y los prejuicios. Hay que romper con la ignorancia para enfrentarse a un orden social injusto y abrir nuevos caminos. Hablamos de una educación entendida como pleno desarrollo del individuo y no como transmisión de un conjunto de valores admitidos." Colectivo Escuela Libre
  • Categorías

  • Archivos

  • Comentarios recientes

    paideiablog en Un saber tan cruel
    Latoya en El sistema educativo finl…
    Ellen en Un saber tan cruel
    Atención y memoria.… en La tercera edad, la capacidad…
    paideiablog en Maestros creativos
  • Nube de etiquetas

    Add new tag Adolescentes Alumnos con necesidades educativas especiales aprendizaje autoconcepto Bibliotecas escolares BUS Noticias CALIDAD Calidad Educativa Cognición competencias Complejidad COMUNICACIÓN LINGÜÍSTICA Conocimiento Creatividad De 0 a 6 años Deporte didáctica de las ciencias Didáctica de las matemáticas Educación Educación artística Educación emocional Educación especial educación inclusiva educación musical Educación Primaria Educación sonora Ejercicio físico empleo Enseñanza enseñanza de las ciencias escuela Espacio Europeo de Educación Superior España estrés docente Estudiantes Facultad de Ciencias de la Educación Familia formación del profesorado Formación de maestros Formación de profesores Género Huelgas Infancia innovación educativa Instituciones de Educación Superior Lectura Libros LOMCE Maestros Magisterio neoliberalismo niños e internet Noticias Padres y escuela PEDAGOGÍA Personas creativas Personas discapacitadas Plan de Bolonia Política educativa Proceso de Bolonia recortes en educación Rendimiento académico Sexualidad sistema educativo socialización TIC y Educación UNIVERSIDAD Universidad de Sevilla Universidades US Noticias Valores videojuegos violencia escolar web 2.0
  • Posts Más Vistos

  • Top Clicks

¿Por qué el docente no innova en el aula? Miedos y creencias más comunes

cambia

¿Dónde estás hoy como docente? ¿Te has dado permiso para lanzarte a la aventura de innovar? ¿Cuántas veces el miedo a equivocarte no te ha permitido hacer aquello que podrías haber hecho? ¿Cómo son los mensajes que envías o te envías cuando se propone una experiencia innovadora en el centro?

Lo que creemos acerca de la educación y de nuestra labor como docentes, normalmente nos surge de la experiencia adquirida en nuestra vida profesional, pero también lo que elegimos creer sobre las nuevas prácticas docentes puede estar determinado por la influencia que hayamos recibido de un modelo cercano.

Estas creencias hacen que actuemos de un modo concreto. Cuando limitan nuestros actos o impiden el desarrollo de nuestra labor docente se llaman CREENCIAS LIMITANTES. Pueden ser de este tipo:

-Esto es mucho trabajo para nada

-No creo que las nuevas metodologías ayuden

-Llevo haciéndolo así toda la vida, no sé porque tengo que cambiar

-El sistema educativo en España es lo que no funciona

miedo-300x293

Nada cambia si no cambias nada

Identificar las creencias que nos están frenando, reconocerlas en nosotros es la llave para poder gestionarlas, cambiarlas, en definitiva romper los muros que nos separan para lanzarnos  y emprender con nuevas metodologías en el aula y probar nuevas experiencias innovadoras para nuestros alumnos. Puedes empezar por algunos pequeños pasos:

-Toma conciencia de esas creencias que te pueden estar frenando como educador del S.XXI. Intenta cambiarlas saliendo de tu zona de confort, emprendiendo diferentes acciones.

-Acompáñate de compañeros que ya se hayan iniciado en nuevos proyectos.

-Transforma esas creencias limitantes en creencias poderosas que van a hacer que te acerques más a las metas que te propones, a generar cambio en  tu transformación docente.

Nada cambia si no cambias nada. Rétate. Comprométete y pasa a la acción. Genera sinergias positivas, sé proactivo. Haz que la innovación educativa sea una experiencia de la cual aprender forme parte de ti y de tu centro.

“Tanto si crees que puedes como si crees que no puedes, estás en lo cierto” John Ford

 
Vanessa Vicente Rivera

Coach Personal ACSTH

Maestra de Educación Primaria

www.vanessavicentecoach.blogspot.com

 

 

Fuente : http://www.educaciontrespuntocero.com/recursos/inteligencia-emocional/docente-no-innova-aula-miedos-creencias-mas-comunes/30357.html?utm_source=phplist1052&utm_medium=email&utm_content=HTML&utm_campaign=Miedos+que+nos+frenan+a+innovar+en+el+aula%2C+rinc%C3%B3n+de+las+emociones+en+clase%2C+ideas+para+una+%27slow+education%27+por+An%C3%ADbal+de+la+Torre+y+m%C3%A1s+noticias

Innovación educativa

Los años setenta tuvieron una especial incidencia en la innovación educativa. Autores como Havelock y Huberman escribieron varias obras que se constituyeron en hitos para la teoría y la práctica de la innovación. Destacaremos los esfuerzos de la Oficina Internacional de Educación (OIE) de la UNESCO por crear y desarrollar un Servicio Internacional de Información sobre las innovaciones educativas (IERS). Este servicio tuvo por función difundir los programas orientados a mejorar o cambiar el proceso educativo, tanto en el sistema escolar formal como en el no formal.

Entendemos por innovación la selección, organización y utilización creativas de recursos humanos y materiales de maneras nuevas y propias que den como resultado la conquista de un nivel más alto con respecto a las metas y objetivos previamente marcados. Una innovación para ser considerada como tal necesita ser duradera, tener un alto índice de utilización y estar relacionada con mejoras sustanciales de la práctica profesional, esto establecerá la diferencia entre simples novedades (cambios superficiales) y la auténtica  innovación.

La innovación no es algo que se deja al azar o la improvisación, sino que se planifica para aumentar las probabilidades de lograr el cambio deseado. El sentido realista hará que los objetivos se adapten a la realidad en la la innovación se implante, para lo cual se requiere un profundo conocimiento de las características, de su funcionamiento en relación con el contexto en que se desarrolla. La innovación es, antes que nada, un proceso de instalación y adaptación de un programa a la realidad local.

La definición nos permite inferir que toda innovación tiene que someterse a un proceso de seguimiento y evaluación, siempre en relación con  las metas y objetivos de la innovación misma y del sistema educativo en el que se quiere cumplimentar. Esto nos lleva a afirmar que toda innovación, aunque  tenga rasgos generales aplicables a toda situación, es siempre intransferible y original del lugar donde se lleva a cabo.

No hay que separase mucho de la realidad para encontrar situaciones en las que la innovación se puede realizar : en las relaciones entre los profesores y los estudiantes, en los métodos para comunicar contenidos curriculares, en las modalidades de organización educativa y de estructuras administrativas, así como en las relaciones de las instituciones educativas con el medio social y económico en el que están emplazadas.

Tanto la educación como las innovaciones educativas deben tener un marcado tinte social. Lo que se persigue es el bienestar personal de los individuos y el bienestar social de los grupos y comunidades que reciben el beneficio de la educación. Una innovación no depende sólo de las nuevas ideas, sino de su recepción en el tejido social. La socialización de las ideas implica la adopción de las mismas por un sector social determinado.

La innovación, para serlo, debe producir cambio : un cambio intencional y deliberado, y la innovación educativa debe producirlo y ser generadora de cambio educativo. Dicho cambio tiene procesos y resultados predecibles y planificables, pero tiene unos márgenes de imprevistos ; no puede ser rígido, ya que se trata de :

– relaciones interpersonales

– procurar un paraíso  del aprendizaje sin olvidar el esfuerzo que requiere

– transgredir las reglas y valores existentes (de innovación o de revolución)

– introducir una innovación de importancia es asumir un ataque a la racionalidad dominante, provocar cierta destrucción de los símbolos, pero también restaurar, reactivar, restablecer un grado superior de sofisticación

Extrato de : Martínez Beltrán, Jose María. La innovación educativa, pregunta y respuesta de futuro. En : Indivisa, nº1o, 2009, 79-92