Los alumnos andaluces han reducido su competencia en comunicación lingüística

niños Cada año la Consejería de Educación realiza unas Pruebas de Evaluación de Diagnóstico a los alumnos andaluces. Estas prueban evalúan el nivel de competencia, no de conocimientos. Se realizan a comienzo de quinto de Primaria y tercero de ESO

Este año, dichas pruebas  vuelven a mostrar las carencias educativas del alumnado andaluz, cuyo  fracaso escolar se sitúa en el 34%. Los datos reflejan una preocupante bajada en todos los campos y niveles, exceptuando las matemáticas de Primaria, que han mejorado un tanto y queda patente una evidente bajada en la comunicación lingüística, incluyendo comprensión escrita y lectora y expresión oral y escrita.

El 27% de los alumnos está en los niveles de 1 o 2, mientras que el 23% se encuentra en el 3, lo que significa que una mitad suspende.

La única mejora en el nivel de competencia de los alumnos andaluces ha sido en matemáticas de Primaria, que ha ido mejorando progresivamente.

Las niñas tienen un mayor nivel en lengua y los niños en matemáticas.

La meditación y los estudiantes de Magisterio

meditacionSegún un estudio realizado por Clemente Franco Justo (Reducción de la percepción del estrés en estudiantes de Magisterio mediante la práctica de la meditación fluir.Apuntes de Psicología, 2009, vol. 27, n.1, págs. 99-109), del Departamento de Psicología Evolutiva y de la Educación de la Universidad de Almería, y tras la organización de un equipo experimental, se concluyó que  las técnicas de meditación deben ser tenidas en cuenta en la formación de los futuros docentes de educación primaria, para dotarles, de este modo, de una serie de recursos que les permitan hacer frente de una forma eficaz a las diferentes situaciones de estrés a las que tendrán que enfrentarse en su futura labor como docentes.

Para elaborar este estudio se contó con la participación de un grupo experimental que recibió una intervención en meditación, y un grupo de control que no fue sometido a dicha intervención. Los niveles de percepción del estrés de los sujetos participantes en la investigación fueron evaluados mediante la Escala de Estrés Percibido (PSS) y el Cuestionario Strain. Los análisis estadísticos mostraron la reducción significativa de los niveles de percepción del estrés en el grupo experimental en comparación con el grupo control.