La enseñanza del Quijote en la escuela

Se ha llegado a la conclusión de que la primera parte es más conveniente para los primeros cursos, en una selección de capítulos, y la segunda para los últimos, o Bachillerato, siempre con lecturas guiadas donde se vean algunos supuestos universales admitidos : la dualidad idealismo-realismo, encarnada en dos figuras que no son protagonista y antagonista, la complejidad psíquica de Don Quijote, el buen sentido de Sancho, tan admirablemente armonizado con las más extrañas andanzas de su señor, etc. Se considera la obra cervantina especialmente adecuada para las mentes infantiles de los primeros cursos por el carácter de sus aventuras y la posibilidad de convertir esa interpretación en algo más elevado y profundo. Para acercarse al Quijote, además, es conveniente conocer alguna de las Novelas Ejemplares o algún entremés, ayudados, en gran medida, por el auxilio de las artes plásticas.

Don Quijote de la Mancha es más leído en niveles educativos más bajos desde su institución como libro recomendado en los años cincuenta del siglo XIX (influido por visiones patrióticas), mientras que desde el tercer centenario se inclina la balanza, no sin cierta polémica, por el estudio en enseñanza media, otorgándole valores simbólicos propios de la visión romántica y creando ese análisis que desembocó en la verdadera enseñanza del Quijote en la secundaria actual, dejando para primaria, e incluso infantil, la lectura recreativa o atractiva.

Fuente : Dilema en la enseñanza del Quijote : edad de los destinatarios. Una primera aproximación a los niveles educativos de la lectura escolar del Quijote /Alexia Dotras Bravo. Anuario de Investigación en Literatura Infantil y Juvenil, 7 (1), 63-81

Los videojuegos son un área más de la cultura según el Gobierno

La Comisión de Cultura del Congreso de los Diputdos ha aprobado una proposición no de ley del Grupo Parlamentario Socialista para la promoción y el respaldo a la industria cultural del videojuego.

Según ha comentado el portavoz socialista de Cultura, Rafael Simancas, se ha buscado “reconocer el videojuego como un ámbito  fundamental de la creación y la industria cultural de España, e instar al Gobierno a reconocer a sus creadores y propocionarles, en el marco de sus competencias, y en coordinación con las administraciones autonómicas competentes, las ayudas fectibles para la promoción de su actividad”.

Además, Simancas ha afirmado que “la iniciativa busca el reconocimiento y el respaldo a una industria cultural pujante y dinámica, que tiene mucho que ver con las nuevas tecnologías”.

“Estamos ante una actividad cultural con alto valor añadido en el ámbito de la innovación tecnológica y con grandes potencialidades en la creación de empleo cualificado” ha finalizado el político.

Fuente : C&P : Comunicación y Pedagogía, 2009. nº 239.240

Los videojuegos son buenos para los niños, según la UE

Un reciente estudio de la Unión Europea confirma que los videojuegos ayudan a desarrollar habilidades sociales fundamentales. Concretamente, permiten estimular valores como el pensamiento estratégico, la cooperación, la creatividad o la innovación entre otros.

Según los resultados presentados en el Parlamento de la UE,” los padres que ven como sus hijos se pasan horas delante de la consola pueden dejar de preocuparse : no se les está atrofiando el cerebro ni se están convirtiendo en seres incomunicados, sino todo lo contrario. Están desarrollando habilidades sociales fundamentales como la creatividad o la cooperación”. Este informe incluso recomienda a las escuelas de los países de la UE que usen los videojuegos como herramienta educativa e informen a los padres de las ventajas y beneficios que se derivan de ellos.

Este trabajo, pues, se desmarca de las teorías que defienden el impacto negativo en el comportamientos de los menores que presuntamente tienen los videojuegos.

Fuente:  C&P . Comunicación y Pedagogía, 2009, nº239-240

Campus virtual de la Universidad de Sevilla

La Universidad de Sevilla (US) ha abierto las puertas de sus nuevas instalaciones en el mundo virtual Second Life con un campus virtual que busca convertirse en una innovadora plataforma de información, participación y educación a distancia.

El complejo virtual de la US, creado con la colaboración de la empresa Aliatis, comprende una isla de más de 55.000 metros cuadrados de extensión que incluye una recreación del Rectorado, con varias aulas de formación, salas de reuniones, salón de actos, biblioteca y chiringuito, entre otros.

La primera fase del proyecto ha consistido en la construcción y recreación en tres dimensiones del campus, para familliarizar a los visitantes con el entorno virtual y se informen de las ofertas educativas disponibles.

La segunda y definitiva fase, aún en desarrollo, contempla el inicio de actividades y contenidos que dotarán de dinamismo al complejo, como por ejemplo, diversas metodologías de e-Learning, sistemas pilotos de tutorías, etc.

Fuente : C&P : Comunicación y Pedagogía, nº 239-240, 2009

Las Universidades pierden alumnos

Las carreras universitarias perderán 220.557 matriculados entre 2009 y 2016, aunque esta tendencia cambiaría suavemente a partir de  entonces, según cálculos de un informe editado por la Universidad de Cantabria y Banco Santander.

El informe, titulado Universidad, sociedad y territorio, apunta que los efectos de la inmigración en la demanda universitaria empiezan a percibirse, ya que representa un 1,7% actualmente y puede elevarse hasta el 5% en la próxima década.

La caída de la demanda universitaria será desigual por zonas geográficas, ya que se prevé más pronunciada en la zona noroccidental de la península (Oviedo, León, Santiago, Valladolid, Cantabria, Burgos y la Rioja) que en el levante y el sur.

El informa constata que la universidad española ha pasado de la explosión de la demanda de titulaciones superiores en los años sesenta, setenta y ochenta al estancamiento de los noventa y la caída sostenida del momento actual, debido a un descenso de la natalidad fundamentalmente. Como consencuencia, el número de alumnos de nuevo ingreso se reducen entre uno y tres puntos porcentuales cada año y asi se mantendrá hasta 2016, pudiendo cambiar la tendencia  a partir de ese año.

El conjunto de todas las universidades, públicas y privadas, pasaría de una estimación de 1.305.759 alumnos matriculados en carreras en 2009 a 1.085.202 en 2016.

El documento también advierte el desajuste entre plazas universitarias y solicitudes de matrículas, con demandas de un 90% sobre la oferta en Ciencias Sociales y Jurídicas ; un 81% en carreras técnicas, un 70% en experimentales y, la más baja, un 62% en humanidades.

Sólo en Ciencias de la Salud la demanda supera ampliamente la oferta.

Fuente : Diario de Sevilla, versión impresa, miércoles 20 de Enero de 2010, año XII, núm. 3.944

La inspección escolar

La misión fundamental de la inspección educativa es la de contribuir con sus actuaciones a la mejora del sistema educativo en su conjunto, de la calidad de la enseñanza  y de los procesos de aprendizaje, del funcionamiento de los centros docentes y de sus resultados.  Y para ello, los planes de inspección educativa, cuyo diseño es competencia de la autoridades correspondientes de las que depende orgánicamente, tendrían que ampliar su tradicional función de control a fin de encontrar un adecuado equilibrio entre las de supervisión,  asesoramiento y evaluación, necesariamente interrelacionadas y dependientes entre si ; el control sobre la organización del centro debería extenderse cada vez más a la supervisión pedagógica de sus proyectos y programas ; la organización interna de la Inspección educativa habría de basarse en la coherencia, en el trabajo en equipo y en la coordinación, tanto interna como con otros departamentos y servicios con los que tiene que interactuar en su quehacer diario ; sus actuaciones directas deberían salir de los despachos de dirección y alcanzar al resto de los miembros de la comunidad educativa ; la Inspección educativa tendría que jugar un papel protagonista no sólo en el desarrollo de la evaluación del profesorado y de los cargos directivos, sino también en  el diseño de la misma ; y las opiniones e informes de la inspección  educativa deberían tener una consideración más vinculante tanto para los centros como para las propias administraciones educativas a fin de cumplir con su misión esencial de trasladar las distintas realidades de  aquellos a éstas y viceversa, sentando así los cimientos de un carácter aún más técnico y realmente independiente del poder político.

Fuente : Inspección educativa : un modelos para el siglo XXI / Pedro José Macho Aguillo.  OGE : Organización y gestión educativa. núm. LXXXI- Año XVII, nº1 (Enero y Febrero de 2010)

El plan Bolonia ya está en marcha

Miles de universitarios de toda Europa tomaron las calles, se enfrentaron a la Policía, convocaron paros. Hubo centenares de heridos, detenciones, destrozos…pero el plan Bolonia ya está en marcha en casi todo el continente.

España ha sido uno de los últimos países en implantar los criterios de convergencia educativa acordados por 29 países europeos en Bolonia hace diez años. Pero después de muchos titubeos y dilaciones ya no hay marcha atrás. En el curso en marcha, 33 universidades están impartiendo 163 grados y se preparan más de 1.000 para el año que viene. El plan entrará en vigor en 2010-2011 y las antiguas enseñanzas se extinguirán en 2015. ¿Los objetivos? Incrementar la competitividad, promover la homologación de títulos, conseguir la movilidad de los estudiantes (y, por lo tanto, la de los futuros trabajadores) por Europa y ajustar la oferta a la demanda social. Sus defensores creen que es un cambio a mejor, sobre todo porque la Universidad tendrá un cariz más práctico y se convertirá en una escuela de futuros profesionales con una investigación rentable. Pero a sus detractores la palabra “rentabilidad” les produce sarpullidos y creen que el Plan Bolonia soluciona los problemas de la universidad pública como la guillotina cura los dolores de cabeza. Fernando Savater ha escrito que “la sustitución de las licenciaturas por grados es justamente una degradación de los estudios y de las titulaciones ; o sea, que los graduados de mañana sabrán menos que los licenciados de hoy y tendrán un título que les abrirá menos oportunidades laborales”. Y es que a la vez que las protestas incendiarias de los anti-Bolonia se han ido apagando,  ha ido creciendo el volumen de los catedráticos indignados con los cambios inminentes. ¿Y en qué consisten esos cambios? A saber : diplomaturas y licenciaturas son sustituidas por grados, que en España durarán cuatro años (en otros países, tres), excepto Medicina (seis) y Veterinaria y Arquitectura (cinco) y algunas ingenierías que se han  quedado fuera de Bolonia. Quien lo desee hará un posgrado : un máster de uno o dos años, obligatorio para abogados, ingenieros superiores y profesores de secundaria. En el currículo no sólo contarán las horas que el alumno pasa en clase, también las que invierte en la biblioteca, en casa, en el laboratorio, en un seminario… y el cómputo correrá a cargo del tutor. Se impone, además, la evaluación continua, lo que significa que cuando el alumno llegue al examen, tendrá en su haber un conjunto de notas previas con un valor del 60 por ciento en la nota final. Un cambio que supone más trabajo para el docente, a cuyo inmovilismo achacan algunos su airadas objeciones.

Los profesores dicen que no ha habido un debate sobre la reforma en la Universidad, sino una orden del legislador que los rectorados han tenido que ejecutar. Y reclaman (con razón) que no haya más recursos para implantar el nuevo modelo, ya que una reforma sin dotación económica es sencillamente un cambio de nomenclatura.

Si las catastróficas predicciones sobre Bolonia se cumplen, o no, sólo podremos juzgarlo con el tiempo.

Fuente : XLSemanal, nº 1.159